Mascletá de San Arcadio

En general soy muy respetuoso con las tradiciones, con independencia de su origen ideológico o social, porque forman parte de la cultura y de la historia de los pueblos. Lógicamente tiendo a valorar más aquéllas que se remontan a un tiempo suficientemente lejano. Pero creo que no todo debe ser conservado, que todo es revisable, sobre todo cuando se considere que implica aspectos negativos que no compensan el resto de valores.

Me refiero a la costumbre -no sé si ya merecería el apelativo de tradición- de despertar a los vecinos a las ocho de la mañana del día del Patrón con un estruendoso alarde de pirotecnia. Sencilla y llanamente un estruendoso alarde de pirotecnia, porque, que yo sepa, no va acompañado de ninguna otra actividad o manifestación. Me gustaría que alguien me explicara qué se pretende con esta acción, que impide prolongar el sueño, entre otros, a los escolares que disfrutan de de un día sin clase. Y que me aclarase qué ventaja tiene hacerlo a las ocho en vez de, por ejemplo, a las diez.

Creo, por supuesto, que todo el mundo tiene derecho a sus creencias y a las prácticas que impliquen, siempre que no supongan ninguna imposición a aquéllos que no compartan sus ideas. Alguien podría preguntarse si por el mismo argumento no considero que deberían suspenderse las procesiones de Semana Santa por las molestias que ocasionan en el tráfico; pero imagino que nadie pretenderá equiparar los valores estéticos y culturales -independientes de los meramente religiosos- que tienen estos desfiles con una simple ristra de petardos.

Y la verdad es que últimamente las cosas no están para tirar muchos cohetes…

José Ángel Sánchez

Continuar Leyendo

Comunicado del Rey Baltasar

A su llegada a Babilonia el Rey quiere agradecer la acogida que tuvo en el pueblo de Osuna el pasado día 5 de Enero, primero en su camino de ofrendas al niño Jesús por los conventos de Osuna y después en su recorrido por las calles de Osuna rememorando la Epifanía.

En estos tiempos de crisis la corte del Rey Baltasar ha hecho un gran esfuerzo por mantener la ilusión de todos los niños y mayores, llevando mayor número de regalos y frutas exóticas que otros años.

Las sensaciones del Rey son de felicidad por el deber cumplido, pero también tiene un poco de tristeza porque como humano que es, al estar viendo en Osuna Televisión el reportaje emitido de la magna cabalgata, no se ha visto incluido en el mismo. Siente un poco de desánimo por no haber podido transmitir en voz propia ante las cámaras su mensaje de ilusión y prosperidad para este año.

El Rey para  terminar les envía esperanza, animo y fuerza para afrontar este nuevo tiempo de dificultad.

El Gabinete de Comunicación del Rey Baltasar

Continuar Leyendo

Indultemos el olivo de la rotonda

Preguntaba un día a un amigo aficionado al mundo de los toros qué cualidades o circunstancias debían reunirse en una faena taurina para que se decidiera indultar a un toro, más allá de que lo solicitara el torero y lo aceptara el presidente de espectáculo. Con mucha claridad y conocimiento me señalaba que era un conjunto de circunstancias dadas al mismo tiempo y que muy excepcionalmente coincidían en la misma faena.

Lo primero que se tiene que dar es que el toro tenga “jechura y trapío”, pues un toro sin presencia es muy difícil que pueda ser indultado , después es preciso que a la bravura del toro se le una la nobleza en la embestida, por ambos pitones, y que, sin renunciar nunca a la pelea, no se le vean feos derrotes o cabeceos impropios de lo que en realidad son toros de élite. Es importante también, señalaba, que el torero le haga una gran faena capaz de trasladar la emoción y el sentimiento a la grada. No existe indulto si el torero no es capaz de hacer una gran faena, hasta el punto de que un toro para indulto se puede ir estoqueado a los corrales simplemente porque el torero no esté a la altura. Y ya por último, el presidente tiene que acceder al mismo, a tenor de la conjunción de las circunstancias.

Una vez indultado el toro vuelve al campo donde se convertirá en el más mimado de los elementos de la ganadería, sabiendo que nunca más volverá a una plaza y nunca más tendrá ya que demostrar su valía como toro bravo.

Días atrás pasé por la rotonda del olivo, -la única rotonda que se ha hecho de una sola vez en todo Alfonso XII- y como todas las veces que paso por ella he admirado esa grandeza de la conjunción del hombre y la naturaleza, que supone el olivo allí plantado. Días atrás había comentado la belleza exultante que presentaba y el buen cuidado al que estaba sometido, como árbol ornamental, señalando la distinta suerte que podría haber corrido en caso de no haber sido plantado para adornar una rotonda. Es más que probable que a estas alturas su madera hubiera caldeado cualquier habitación en una chimenea.

Pero hoy, cuando he vuelto a pasar por la rotonda, me he acordado de la conversación del indulto taurino, sobre todo cuando he visto que el olivo de la rotonda ha sido talado como si fuese olivo de dar aceitunas. Un “tareero” del olivo le ha hecho volver a la plaza para realizarle una faena, ¡pero una faena!, al olivo de la rotonda y le ha hecho perder la frondosidad y la belleza de días atrás. Ha descargado el interior del olivo y ha dejado sólo lo cogollos exteriores como si el fin de éste fuese volver a “cargar de aceitunas” para la molienda de cualquier almazara o molino. Me recordaba esta tala a la misma que presentaban los “olivos hermanos” del parque San Arcadio en las previas de las elecciones cuando, “tareeros” contratados con miras electoralistas, procedieron a la tala de los mismos dejando raquítica su frondosidad y ornato como si en la misma Jaretilla o en La Dueña se encontrasen.

Como digo, hoy recordaba el indulto taurino de “jechura y trapío”, bravura y nobleza, a la vez, faena con sentido que transmita al público…, hoy me imaginaba la cantidad de años que el olivo ha cumplido con su cometido en el campo y me imaginaba la cantidad vareos otoñales y de talas profundas a las que ha debido ser sometido a lo largo de su vida con el único objeto de descargar y cargar aceitunas, hoy me imaginaba la alegría que tendría ese olivo el día que se vio presidiendo en solitario la entrada de un pueblo señorial amante de los olivos y me imaginaba lo orgulloso que se sentía cada vez que escuchaba los piropos desde los vehículos que circundaban la rotonda y apreciaban su frondosidad y ornato, recordaba que ese olivo ya no estaba en la plaza, tiene más que demostrada la bravura y la nobleza, y pensaba que ya no se le exigiría una determinada cantidad de aceitunas.

Pero parece que no es así. Parece que falta faena propia de indulto y que nuestro olivo es considerado uno más sin apreciar ni el tareero ni la presidencia que cumple con todas las cualidades para ser indultado, tan sólo hace falta conocimiento de lidia olivarera y altura de presidencia. Creo que no es tan difícil hacerlo…ya, el próximo año.

Marcos Quijada
Continuar Leyendo

Comenzamos una nueva etapa

Todo el equipo de El Pespunte está de enhorabuena pues tras cumplir los 5 años de existencia hemos querido afianzarnos mucho más aún al reto de la información online con un nuevo formato de periódico digital.

Lejos de desaparecer, El Pespunte recupera el tiempo que ha invertido en la construcción de este nuevo portal que deja a un lado el diseño blog para centrarse en un formato más profesional.

Pero no sólo tenemos que destacar el importante cambio de diseño, sino que también es importante resaltar las nuevas aportaciones que hemos querido incluir en cuanto al contenido. En esta ocasión y tal y como tienen todos los periódicos, hemos «fichado» a varios ursaonenses que colaborarán con nosotros escribiendo sus propias columnas de opinión y que darán mucho que hablar como son: Marcos Quijada, Jesús Arce, Javier Recio, Curro Pérez Vargas, Carlos Querol, José Mª Sierra, Antonio Miguel Sánchez Rojas, Antonio Moreno Pérez y Álvaro Jiménez Angulo.

Además de todo esto hemos conseguido la colaboración de Luis Morillo quien nos ofrecerá de forma periódica capítulos de Osuna Toons, historietas en 3D en las que aparecen personajes de Osuna con un humor sano e inteligente.
Pero hay un detalle que seguiremos manteniendo y ese es la independencia editorial que ha caracterizado y caracterizará a nuestro periódico digital siempre. Pues seguiremos defendiendo nuestra independencia sobre todas las cosas y la libertad de expresión de cada ursaonés aunque no compartamos su opinión.

Bienvenido a nuestra nueva página web.

Continuar Leyendo

¿Ustedes no almorzáis?

El pasado dia 7 de diciembre mientras paseaba con unos amigos por la Carrera les dije, -“¡mira!, ¿parece que hay ambientillo?”-  a lo que me repuso de inmediato uno de ellos -“¿pero quién lleva bolsa? ¡nadie!”-, y es verdad, la cosa está más triste que el aliño de un hospital, en las arcas públicas no quedan más que yogures de coco que son los que “to” el mundo les da de “lao” y a más de uno, la situación le está poniendo los ojos vueltos como a las pijotas de Sanlúcar.

A pesar de todo, el andaluz que tiene más tiros “daos” que la furgoneta del equipo A, siempre ha llevado su sempiterna situación económica de mínimos, con mucha  dignidad y un alto sentido del humor; somos asi, llevamos la pena como las folclóricas  llevan las batas de cola, que aunque pesonas las mueven con ritmo y brío.

Y es que el andaluz lo tiene claro, hay que huir de quien no sabe reir y por eso aquí se rie mucho y bien, lo que conlleva que seamos más felices por naturaleza, para envidia eterna de nuestros vecinos. Como decía un amigo mio alemán, aquí se hace mucha filosofía tanto como en Alemania, lo que pasa que aquí se hace en los bares y no se escribe, normal, ¿con este solecito quién se va a encerrar en casa?; pero eso es un cosa, y tacharnos de flojos como lo ha hecho el aragonés metido a abanderado del Catalanismo Duran i Lleida (paradojas de este pais) es otra cosa, porque le recuerdo al bocazas Duran, que Cataluña le debe mucho, muchísimo a Andalucía y a otras regiones de España, de no haber sido asi, otro gallo cantaría.

El mundo del flamenco y la tauromaquia, están llenos de anécdotas que constatan la sabiduria y creatividad del andaluz; como muestras, dos ejemplos, en cierta ocasión le dijeron a Joselito el Gallo tras una corrida en Bilbao que pasara alli la noche pues se habia hecho tarde y Sevilla estaba muy lejos, a lo que contestó el diestro- “Sevilla está donde “tie” que estar, lo que está lejos es esto”-, y la segunda anécdota que se me viene a la cabeza, sucedió en Madrid, le ocurrió al padre de un famoso cantaó durante la Guerra Civil, circunstancias de la vida, a aquel gitano le pilló uno de los primeros bombardeos a la Capital; muerto de miedo se metió en medio de tres colchones y alli permaneció durante toda la mañana y viendo que el ataque no cesaba se armó de valor, a eso de la de las 5 de la tarde salió a la azotea y le dijo a los aviones a grito “pelao” -“¡¡¡¡¡¡¿pero ustedes no almorzáis?!!!!!!-, pues eso misnmo le digo yo a los especuladores que tienen a la prima de riesgo española con un dolor de parto de quintillizos -¿ustedes no almorzáis?-.

P.D. Como la Merkel y el Sarkozy no pongan la epidural, en Europa va a pasar fatiguitas de parto hasta “el potito del alba”.

Continuar Leyendo

La Carrera

En primer lugar, agradecer a la dirección de El Pespunte de Osuna por la ocasión que se me brinda y el poder colaborar puntualmente en este foro que, sin duda, se ha convertido en un referente mediático en nuestra Villa, siempre denostada por los medios provinciales tradicionales.

Permitidme que en esta primera entrega comience con una pregunta “¿Se nos está muriendo la Carrera?”.

La Carrera es, evidentemente, algo más que una calle, es el Eje transversal, es el Eje Comercial, es el encuentro entre amigos, es el paseo… sin duda, la Carrera es Osuna.

Decir o incluso preguntar si la Carrera se muere, reconozco, puede ser muy atrevido por mi parte, pero sin duda, me imagino que estaréis de acuerdo conmigo, la Carrera pasa por unos momentos muy críticos. Siempre que se ha sacado el tema sobre su situación, fuera donde fuera, se ha querido equiparar la solución de la Carrera con la construcción de un Parking.

Podría estar de acuerdo o no, vamos, lo estoy, pero el Centro de Osuna no puede esperar que ninguna empresa constructora se decida ni que el Ayuntamiento con inversión pública decida lo mismo, teniendo en cuenta la situación por la que atraviesan los Entes Públicos sumados al pesimismo de cualquier plan de viabilidad económica que se haya podido realizar.

Es verdad que la Carrera soporta un tráfico excesivo, es  verdad que es el gran Eje Transversal del tráfico en Osuna, es verdad todo lo que se nos pueda justificar al respecto, pero, ¿acaso no es verdad también que la mayoría del tráfico que la atraviesa incordia más que ayuda? ¿No es verdad que se ha puesto de moda pasear en coche por la Carrera, a ver a quien vemos, a enseñar mi coche nuevo, etc. etc.? ¿No es verdad que actualmente el verdadero protagonista en esta querida calle es el coche en detrimento del vecino? ¿No nos puede servir como ejemplos los días que por diversas razones se corta al tráfico lo agradable que es pasear por medio de la calle?

Yo no digo que se corte definitivamente al tráfico, para nada, pero, ¿por qué no se experimenta y se propone el cierre los sábados por la mañana o incluso las tardes de los días de Navidades que los negocios están abiertos?

Evidentemente no son soluciones definitivas, hay algunas variables que atender imposibles de expresar en una sola página. Mi intención únicamente es la de concienciar a quien corresponda, Ayuntamiento, comerciantes, ciudadanos, etc. que algo hay que hacer. Los centros comerciales son indispensables actualmente en nuestra sociedad, pero son los mismos en Osuna que en cualquier pueblo del mundo, pero los centros históricos no. Los centros históricos son el fiel reflejo de cada población y Osuna no lo puede perder.

Continuar Leyendo

La Huella de Eta en Osuna, la otra memoria histórica, Antonio Palomo Pérez.

Cuándo en los últimos meses del pasado año nos vimos inmersos en la noticia prometedora y de esperanza de que el terrorismo de ETA tenga visos de desaparecer. Para muchos ciudadanos que durante años hemos convivido con esta lacra criminal, supuso una de las más importantes noticias de nuestra vida y al hilo de estas vivencias se me vino a la “memoria casi olvidada” injustamente, de que en 1976, treinta y cinco años ha hecho ahora el cuatro de octubre de 2011, era asesinado en atentado de ETA-V el Presidente de la Diputación de San Sebastián y Consejero del Reino don Juan María Araluce Villar, junto a él su chofer y su escolta personal. El asesinato fue terrible, a las 14,30 a las puertas de su casa cuando su mujer y ocho de sus hijos almorzaban, era abatido con 23 balazos en el pecho, mientras su familia asomada al balcón pudo ver parte del final del atentado. Este hecho a pesar de ser trágico, histórico e importante, para mí lo que destaca es que uno de los subinspectores que le acompañaba era natural de Osuna y murió en acto de servicio asesinado a la edad de 24 años. Antonio Palomo Pérez, era hijo de guardia civil y según su familia, con la cual a pesar de entrar en contacto no ha querido recordar este asunto, lo cual respeto, comprendo y por ello he dejado de investigar. Sin embargo, algún allegado colateral ha tenido la gentileza de facilitarme algún dato y me decía que Antonio se marchó de Osuna siendo niño a Madrid y que en la Academia de Policía había destacado por su inteligencia y progresión.

 

¿Y qué pasó en Osuna ante aquel asesinato?

Por las investigaciones realizadas he comprobado que tenía familia, un hermano de su padre incluso trabajador de nuestro ayuntamiento y por relato directo de un testigo que me decía que estaba con uno de sus tíos trabajando en Huelva cuando le avisaron del asesinato. También recoge la prensa las declaraciones del Teniente de Alcalde don Rafael Pradas, en nombre del Ayuntamiento, posteriormente el día 11 de Octubre se celebró en Santo Domingo un funeral por todos los fallecidos en el atentado figurando debajo de nuestro paisano “HIJO DE LA VILLA DE OSUNA”. Independiente de que he querido hacer justicia a la memoria de nuestro paisano, compruebo y lamento, la poca memoria histórica de nuestro paisanos y políticos ursaonenses, y sino que me saquen de mi error si lo hay, que en todo este tiempo no se haya reivindicado en ningún acto político o cívico su memoria, tantos que se han hecho en estas últimas décadas para hacer hincapié en cosas tan importantes como la ley de protección de la: “ avutarda, el lince, el lagarto ocelado, la igualdad, la solidaridad, los malos tratos, la mujer, el movimiento gay, Garfías, los premiados anuales,etc.” Que a mi parecer y respetuosamente, también tienen sus valores y su defensa, en cada momento para el que las defiende. Entiendo que era un hombre del pueblo llano, trabajador un ursones de a pié que dio su vida por una de las épocas más complicadas de la transición, cuando nuestros pensamientos y futuro estaban hipotecados por el pesimismo. De hecho a partir de este atentado volaron los acontecimientos para nuestro país:

*Diciembre 1976 Referéndum sobre la reforma política: con abrumadora mayoría afirmativa.

*Enero 1977 Supresión del Tribunal de Orden Público.

*24 Enero 1977 matanza de Atocha.

*17 de Marzo 1977 Decreto de amnistía.,etc.etc.

Por ello, creo que nunca se ha homenajeado el acto de servicio, el sacrificio de su vida por su país, sería justo hacer testimonio imperecedero en algún rinconcito de nuestro querido pueblo. Desde el recuerdo emocionado a este ejemplar vecino de Osuna y en honor a su familia y al honor de Osuna reivindico este homenaje o esta otra “memoria histórica” .

 

Curro Pérez, Cosas de la vida

Continuar Leyendo