Juan Ávila, alcalde de Carmona: «Somos una de las ciudades de España donde menos impuestos se pagan»

  • Carmona es uno de los únicos pueblos de España que tiene deuda cero.
  • El primer edil de Carmona es también Senador electo por la provincia de Sevilla.
  • Carmona está optando a ser declarada Patrimonio Mundial de la Unesco.

Juan Ávila (1960) lo ha sido todo (o, prácticamente, todo) en Carmona. Presidente del A.D. Carmona, pregonero tanto de la Semana Santa como de los Reyes Magos, se encuentra en la nómina de varias hermandades, fue concejal y portavoz en el Ayuntamiento y, desde 2011, es su alcalde.

Además de haber conseguido el mayor número de votos en unas elecciones en su localidad, es senador por la provincia de Sevilla.

Hablamos hoy en El Pespunte con el regidor de uno de los municipios españoles con deuda cero en los que menos impuestos se pagan y que lucha por convertir a Carmona en Patrimonio Mundial de la Unesco por los bienes culturales que atesora.

Con este currículum, ¿qué le falta por hacer en su pueblo?

Nunca se sabe en el tiempo lo que está por venir, lo que sí es verdad es que siempre he estado al servicio de las asociaciones, hermandades, colectivos… para todo aquello en lo que haya podido colaborar. Para mí siempre ha sido un privilegio sentirme útil y trabajar por mi ciudad en cualquiera de aquellos compromisos que me hayan solicitado. 

¿Que sea senador beneficia a su pueblo o es un síntoma de querer seguir ascendiendo en el seno del partido?

Carmona nunca había estado representada en la Cámara Alta. Por tanto, haber sido nombrado senador electo por la provincia de Sevilla no sólo es un reconocimiento al trabajo que ha hecho mi equipo en estos últimos doce años sino que es también una oportunidad importante para que los problemas de la provincia, incluidos los de Carmona, sean tratados al máximo nivel.

Siempre me he considerado un servidor público y Carmona siempre será mi prioridad y mi objetivo porque todavía quedan muchas cosas por hacer y muchos proyectos convertir en realidad; lo que no excluye que pueda igualmente colaborar con mi partido en aquellas responsabilidades para las que me vea capacitado como, en este caso, el Senado. 

En las últimas elecciones consiguió la cifra más alta de votos en unas elecciones locales en Carmona. ¿Premio al trabajo desarrollado?

Sin duda. Los resultados electorales y, por tanto, la confianza de la ciudadanía responden al cumplimiento de aquellos proyectos que nos comprometimos y que hemos ido recogiendo estos años en nuestros programas electorales.

Igualmente, este resultado es gracias al magnífico equipo que me ha acompañado durante estos años y que, al igual que yo, siempre ha priorizado el interés general de los carmonenses por encima de intereses partidistas y personales.

Al mismo tiempo, esta confianza, que como bien dices es el porcentaje más alto de nuestra democracia, nos obliga a seguir trabajando con la misma responsabilidad, esfuerzo y humildad que se merecen los carmonenses. 

Encabeza uno de los municipios en los que menos impuestos se pagan.

Efectivamente, la gestión responsable que hemos realizado nos permite en estos momentos ser una de las ciudades de este país que tiene deuda cero y en la que menos impuestos se pagan. Veníamos de una deuda heredada bastante importante y los carmonenses fueron comprensivos y me apoyaron para aplicar políticas austeras. Y aunque en 12 años nunca subimos los impuestos, ahora, con una situación económica envidiable, hemos decidido bajarlos para que se beneficien directamente de nuestra gestión los ciudadanos, los autónomos y las empresas. 

¿Cuáles serán las prioridades en este nuevo mandato?

Lo importante para un político es siempre cumplir con los compromisos que demandan los ciudadanos y, en este sentido, en este mandato se harán realidad proyectos tan importantes como la Ciudad de la Música, la construcción de nuevas viviendas, el nuevo centro cultural, deportivo y docente de Santa Ana, la reurbanización de varios barrios de nuestra ciudad y de la barriada de Guadajoz, la inauguración del circuito de velocidad, la nueva biblioteca o la reordenación de la Ronda Norte, sin olvidarnos de seguir trabajando en el expediente para que Carmona sea declarada por la Unesco Patrimonio Mundial, entre otros muchos proyectos en los que ya estamos trabajando. 

Carmona, como cabeza de partido judicial, también está trabajando intensamente para que los Juzgados tengan el sitio que merecen en la ciudad. ¿Cómo van las gestiones? ¿Hay alguna fecha en el horizonte?

Las gestiones entre el Ayuntamiento y la Consejería de Justicia han sido muy fructíferas y permitirá la construcción de un nuevo juzgado para nuestra ciudad. Ya se está trabajando en el proyecto y en cuanto esté terminado pasaremos a la licitación y adjudicación del mismo. Esperamos que este objetivo vea la luz en este mandato. 

Su pueblo está optando a ser Patrimonio Mundial de la Unesco por los bienes culturales, esas obras conjuntas del hombre y la naturaleza. ¿Tanto tiene Carmona que ofrecer al mundo?

Carmona tiene un potencial monumental e histórico que la convierten en una de las ciudades más antiguas de Europa, con cerca de 7.000 años de habitabilidad continuada.

Civilizaciones como la turdetana, tartésica, fenicia, cartaginense, romana, musulmana o medieval están representadas en nuestro patrimonio y recogidas en el propio Museo de la Ciudad.

Ni que decir tiene que el reconocimiento que estamos pidiendo a la Unesco para que sea declarada como Patrimonio Mundial es absolutamente justo y merecido y sería un premio importante para las generaciones de carmonenses que durante todos estos siglos han sabido conservar, rehabilitar y poner en valor nuestro extenso y rico patrimonio.

 ¿Qué supondría este nombramiento como Patrimonio Mundial de la Unesco para Carmona?

Ser declarada Patrimonio Mundial sería situar a Carmona en el mundo, lo que sin duda no sólo aportaría más valor a nuestra historia sino que reforzarían nuestras relaciones culturales, turísticas y sociales.

Llevamos años trabajando por un turismo sostenible y eminentemente cultural que ha crecido más del 50% en los últimos años por lo que este reconocimiento, junto a la subvención que hemos conseguido una subvención de 2,6 millones de euros para llevar a cabo nuestro Plan de Sostenibilidad Turística, nos permitiría consolidar de manera definitiva nuestro objetivo.

 Un entorno monumental envidiable, un Parador Nacional, conjunto arqueológico importantísimo, la gastronomía para quitarse el sombrero y ahora con los ojos de la Unesco puestos en la ciudad… ¿qué le falta a Carmona?

Cuando se consiguen metas, al igual que en la vida, no sólo basta con alcanzarlas sino que hay que ser capaz de mantenerlas. Carmona necesita todavía muchas actuaciones importantes como es la mejora de aparcamientos, seguir construyendo viviendas, mantener la renovación de nuestras infraestructuras, seguir generando empleo, ampliar nuestros polígonos industriales para atraer nuevas empresas, etc.

Una ciudad siempre está viva y, aunque hayamos avanzado mucho en estos últimos años, todavía queda mucho por hacer. Mientras que los ciudadanos quieran, seguiré trabajando cada día con la misma ilusión y humildad para, entre todos, seguir haciendo mejor y más grande a Carmona.

¿A quién le haría un buen pespunte?

Como el pespunte sirve para unir o reforzar partes de una prenda, siempre le haría un buen pespunte a los carmonenses; porque el crecimiento y desarrollo de nuestra ciudad en los últimos años ha sido posible gracias a que lo hemos hecho juntos, compartiendo nuestros deseos por hacer día a día una Carmona mejor.

Sin duda, ese será siempre uno de mis principales objetivos: que los carmonenses sigamos unidos por construir juntos nuestro presente y nuestro futuro.

© 2023 COPYRIGHT EL PESPUNTE. ISSN: 2174-6931
El Pespunte Media S.L. - B56740004
Avda. de la Constitución, 15, 1ª planta, Of. 1
41640 Osuna (Sevilla)