Leyendo ahora
Parecidos razonables
TASA INCIDENCIA COVID OSUNA 664,0. Positivos hoy: +8 | Aguadulce 638,8 | Algámitas 1.117,3 | Badolatosa 519,6 | Cañada Rosal 180,5 | Casariche 571,0 | Corrales (Los) 507,9 | Écija 980,1 | El Rubio 890,5 | El Saucejo 850,1 | Estepa 528,1 | Fuentes de Andalucía 517,3 | Gilena 697,6 | Herrera 665,2 | Lantejuela 598,0 | La Luisiana 480,6 | La Puebla de Cazalla 859,9 | La Roda de Andalucía 550,9 | Lora de Estepa 229,1 | Marchena 910,5 | Marinaleda 1.080,2 | Martín de la Jara 187,6 | Osuna 664,0 | Pedrera 329,6 | Villanueva de San Juan 825,7 | (Actualizado 28/01/2022 a las 12:15 h.)
TASA INCIDENCIA COVID OSUNA 664,0. Positivos hoy: +8 | Aguadulce 638,8 | Algámitas 1.117,3 | Badolatosa 519,6 | Cañada Rosal 180,5 | Casariche 571,0 | Corrales (Los) 507,9 | Écija 980,1 | El Rubio 890,5 | El Saucejo 850,1 | Estepa 528,1 | Fuentes de Andalucía 517,3 | Gilena 697,6 | Herrera 665,2 | Lantejuela 598,0 | La Luisiana 480,6 | La Puebla de Cazalla 859,9 | La Roda de Andalucía 550,9 | Lora de Estepa 229,1 | Marchena 910,5 | Marinaleda 1.080,2 | Martín de la Jara 187,6 | Osuna 664,0 | Pedrera 329,6 | Villanueva de San Juan 825,7 | (Actualizado 28/01/2022 a las 11:25 h.)

Parecidos razonables

Ay, España, postrada en la cama mientras le ponen el termómetro los que en la otra mano llevan una navaja para cortar su parte del pastel. Ay, España que de hacerte tanto la mala has acabado por enfermar. Duérmete país, que es mejor dormir las pesadillas que vivirlas. No dejes que te cuenten cuentos, que el de Pedro y el lobo ya no es ficción, que ahora es realidad y además los lobos se han multiplicado y boquean sedientos de poder por los rincones del territorio. Tú que eres tanto de subestimarte y subestimar, que te sientes capaz de reírte de tus propios chistes. Ahora que a Murcia le da por abrir la boca, no estabas preparada para el huracán. El de los tres cerditos, ese también te lo contaron, pero ahora no sabemos cuál será la casa que quedará de pie.

Suena el ruido de los sables que se afilan, en los despachos los estrategas despliegan mapas y chinchetas, en las calles una acera es para los guerrilleros y la otra para los desesperados. Una semana ha bastado para poner patas arriba un país que ya estaba patas arriba. “Murcia contigo empezó todo” clama un hombre borracho a las 22:00 de la noche mientras lo echan del bar. Protestan otros cuántos por Twitter, adalides del mensaje ventajista: “La irresponsabilidad de nuestros gobernantes no tiene límites”. Jajajaja. Los traidores a la realidad son esos que se creen que el amor idílico de las películas existe, que un día sin sonreír es un día perdido y que la política es justa o limpia. Vamos a ver, tenemos lo que merecemos, porque en el fondo, de una manera o de otra hemos creído en lo que tenemos. Nuestros políticos son el espejo de lo que somos, o lo que es peor, de lo que nos gustaría llegar a ser.

A ver, Inés, si no sabes torear para qué te metes. Lo de la de Ciudadanos en Murcia es el claro ejemplo de creerte la más astuta de toda la escena, una suerte de Doctora en ciencias políticas que se las prometía muy felices brincando con sus diez diputados y que a lo único que ha llegado es a ser otra más de las que engrosa la lista para ostentar el cargo de Doctor Liendres. En España hay tantos ejemplares de esta especie que podríamos llenar todas nuestras facultades con ellos, por supuesto, sin que el ministro Castells (pariente cercano de Gabilondo) se enterase.

También somos mucho de hacernos los sorprendidos. Cuando nuestras parejas nos dejan, antes de pensar en los motivos que les han podido llevar a irse, hablamos de traición y transfuguismo. Se han ido porque los han comprado, no porque estén cansados de nosotros. Suele pasar que se quiere abarcar tanto que se acaba perdiendo lo poco que se tiene.

Luego está lo de la manía que hemos adoptado de calcar los eslóganes trumpistas, en los que se nos propone una disyuntiva. Se han adueñado del tag viral de tik tok en el que un grupo de amigas se desvían a la izquierda o la derecha según sus preferencias; rubios o morenos, altos o bajos, pijos o canis, relación o rollo. Para el 4-M ellos ya han puesto las preguntas; Comunismo o Libertad, Izquierda o Fascismo. Parece fácil, o lo uno o lo otro, creen que te ponen en un brete en el que te ves obligado a elegir, y es mucho más complicado de lo que parece. Ojito con este juego porque a mí se me ha llegado a joder más de un viernes por discutir entre Whisky o Ron con mi compañero de lote. Nos tratan como a niños chicos, el problema es que nosotros les sonreímos desde la cuna de nuestra complacencia.

Por no hablar de nuestro exvicepresidente que en una de sus iluminaciones nocturnas mientras ve una de una de esas series que tanto le gustan ha decidido que es el momento de volver a pasear las calles como antaño, se le ha antojado dejar la moqueta de la Moncloa y el porche del chalé para volver a desmelenarse megáfono en mano con el pueblo. La gestión y la resolución de problemas aburren, es más divertido jugar al ajedrez humano. Toca volver a desempolvar a Gramsci y sacar del armario el traje de revolucionario de salón. Al del moño me lo imagino yo delante de la tele viendo a Underwood urdiendo una de las suyas mientras dice boquiabierto aquello de: “Bua, eske soy yo literal”.

Iglesias siempre ha sido el listo de turno que llega a clase cinco minutos antes y le quita al empollón de la clase el workbook para copiarle los ejercicios. El problema es que esta vez Milhouse se ha plantado y le ha dicho que por aquí se va a Madrid y que se la juegue el solito, que a ver si Vallekas paga a traidores. ¡Viva el feminismo de ocasión! El de quítate tú que ahora llego yo. Menos mal que Mónica García mientras sonreía a la cámara le endosaba un par de crochés al usurpador de tarjetas de memoria.

Lee también

Más o menos por aquí van los tiros en esta nueva temporada del Reality Show en el que se ha convertido la política española. No pasa un día sin hoguera de confrontación porque ya se ocupan ellos de echarle leña al fuego. Nosotros mientras, seguimos embebidos en el bailar de las llamas. Para que mentirnos, estos servidores públicos sí que nos representan. Este carajal está hecho a nuestra imagen y semejanza. Quedan dos meses muy interesantes y divertidos, en lo que a política se refiere, y nefastos y devastadores para la convivencia social. España sigue en la cama con sudores fríos mientras suenan tambores de guerra a su alrededor.

Santi Gigliotti
Twitter: @santigigliotti
Fotografía: Unsplash.

 

El Pespunte no se hace responsable de las opiniones vertidas por los colaboradores o lectores en este medio para el que una de sus funciones es garantizar la libertad de expresión de todos los ursaonenses, algo que redunda positivamente en la mejora y desarrollo de nuestro pueblo.

¿Cómo reaccionas a este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
Clic hacia arriba