Osuna acogió el fin de semana gran parte de la «Baja Trans Andalusia 2019»

El término municipal de Osuna ha acogido durante este fin de semana la segunda edición de la ‘Baja Trans Andalusia 2019’, con gran éxito entre los pilotos que pudieron disfrutar de todo el entorno natural de la Campiña y la Sierra Sur. Se trata de una importante prueba deportiva de carácter nacional e internacional, en la que han participado motos M1 y M2, quads, todoterrenos, camiones y buggies de hasta 30 equipos diferentes.

Un total de 40 pilotos se dieron cita en esta prueba oficial, la cual les sirve a muchos de ellos como entrenamiento y fase preparatoria para el Dakar, que sin duda es la máxima prueba de rally todovehículos a nivel internacional. Además, la competición era puntuable para el Campeonato de Andalucía de Enduro 4×4 y para el Campeonato de Andalucía de Cronometradas 2019.

Phone House

Para el delegado municipal de Deportes, Benito Eslava, esta carrera se trata “de un espectáculo auténtico, ver a las motos, los buggies, o los tres camiones que se han acercado a competir desde otros lugares, sobre todo por el entorno en el que se ha desarrollado, con esa gran salida en la explanada de la Escuela Universitaria de Osuna, con recorridos muy rápidos en especiales de hasta 83 kilómetros”.

Una prueba que es única en España y Andalucía y que tiene a Osuna como uno de los centros principales de la competición, como definía Rafael Arjona, responsable deportivo de la ‘Baja Trans Andalusia 2019’, que afirmó que se trata de “un entramado muy complicado a nivel organizativo, teniendo en cuenta que en España no existe este tipo de carreras, aunque hay un campeonato de España y otro de Andalucía de todoterrenos, este es el hermano mayor de la modalidad, para la que el recorrido resulta idóneo, siendo Osuna el centro orográfico en la toma de decisiones acerca del trazado de la competición, teniendo en la zona sur de este término municipal las pistas típicas sevillanas, que son anchas, rápidas y de buen piso, lo que más agradecen los todoterrenos y sobre todo los camiones”.

Todos los vehículos comenzaron las pruebas desde el camping del Peñón de Algámitas, que es donde se encontraba la zona de operaciones y base de la competición, pasando entre ambos días por once términos municipales diferentes pertenecientes a la Sierra Sur y la Campiña sevillana, los cuales fueron Osuna, Aguadulce, El Rubio, Marinaleda, Écija, Lantejuela, Algámitas, Pruna, Villanueva de San Juan, El Saucejo y Los Corrales.

El trazado, que constó de más de 500 kilómetros cronometrados pasó por diferentes zonas de la geografía ursaonense, empezando con la realización de un prólogo para determinar las posiciones de salida de las especiales que, tras las verificaciones de la mañana, realizó un tramo por carretera para llegar finalmente a la explanada de la Colegiata, donde tuvo lugar la primera concentración de vehículos. La primera de las pruebas especiales tuvo su salida, por tanto, desde la zona de la Universidad y la Colegiata, con la zona de la Pileta como lugar de público.

Sobre el prólogo y esta primera especial con salida desde la Universidad de Osuna, Sara García, la piloto de la categoría motos M1 que actualmente compite en el Dakar, destacó que eran “los primeros kilómetros de prueba para una moto más pesada que la que suele llevar a competir en el Dakar, encontrando alguna trampa y dificultad en el trazado, pero ha sido muy divertido en una pista donde el vehículo se desenvuelve bastante rápido, con un resultado muy positivo”.

El sábado, la prueba se inició desde muy temprano, dándose el pistoletazo de salida desde el Peñón de Algámitas y dirigiéndose a Pruna, para pasar por Villanueva de San Juan, El Saucejo, continuando por Los Corrales, y ya desde allí tomó la dirección de Osuna, recibiendo nuestra localidad la llegada de los múltiples vehículos por la vereda de Ronda, llegando a la zona alta de Las Viñas para pasar después por el camino de Cachimonte y entrar de nuevo en Osuna por la vereda de Tiro hasta la zona frente al Hospital. Una vez en Osuna, los vehículos realizaron parada en la zona de la Pinonera y la barriada de las Autonomías, donde se colocó el dispositivo de repostaje. Tras este tramo en el interior de nuestro municipio, la carrera tomó el rumbo del arroyo Peinado, pasando después por la Dehesa de Valdivia y llegando a la Gomera.

Además de la Federación Andaluza de Automovilismo (FAA), y los ayuntamientos correspondientes a los términos municipales por los que se desarrolló este evento, multitud de clubes, asociaciones y grupos de voluntarios de las diferentes localidades se volcaron en la organización y coordinación de las pruebas. En el caso de Osuna, fueron tres los clubes que se unieron en la organización del paso de la Baja Trans por nuestro término municipal, el Moto Club Urso, la Unión Ciclista Ursaonense y el Club Atletas de Élite. Entre los tres clubes y con la ayuda y el respaldo del Ayuntamiento de Osuna, consiguieron organizar un efectivo dispositivo de ayuda y organización en todas las zonas de paso de esta carrera.

En nombre del Ayuntamiento de Osuna, Benito Eslava quiso agradecer la colaboración y disposición a los tres clubes, así como a la Policía Local, Protección Civil y los propietarios de fincas y cotos de caza por donde tuvo su paso esta carrera, ya que “la mayoría del recorrido pasaba por caminos públicos, pero en algunos casos tuvo que atravesar alguna finca particular o privada, y gentilmente sus propietarios dieron su autorización o cedieron esa parte del terreno sin ningún tipo de problema”.

Sin duda, un rally que se ha presentado como un referente de competición y de aventura, ya que la orografía del recorrido ha cumplido las expectativas de los pilotos participantes, como fase de entrenamiento para su preparación para el Dakar.

Fuente: Gabinete prensa Ayuntamiento de Osuna.

Comentarios

AUTOR