Las parejas actuales

Paco y Manolita. No me dirán que no hay nombre más español. Deben ser españoles porque el cuento hecho realidad que ahora les voy a contar, es puramente made in Spain.

Erase una vez, cuando aún eran jóvenes que todo el mundo les vendía la misma canción: “ tu haz una carrera, que estés bien preparado, que te vas a comer el mundo, que llegarás donde te propongas y serás muy prospero” Entre cantos de sirena y la inocencia de los años, Paco y Manolita emprendieron sus carreras.
Primero pasaron por una ESO que era un puro desastre, recién implantada, luego a un bachillerato sin tener la menor idea del futuro que les esperaba. Luego hicieron carreras de letras, porque o bien les gustaba o bien no eran muy hábiles con las mates. Poco a poco Paco y Manolita consiguieron sacar sus carreras, uno con más rapidez que otro, porque tampoco existía una prisa muy importante. En el país de Paco y Manolita, todo el mundo trabajaba y quien ganará menos de 2000 euros era poco menos que un idiota.
Paco y Manolita viendo que iban acabando sus carreras, descubrieron que las sirenas que chirriaban en su adolescencia, se ocultaban en su presente. Licenciados a patadas, trabajos basura para titulados y puff la llegada de la crisis.
Paco y Manolita se conocieron preparando el curso para ser profesores. En un país arruinado y con 5 millones de parados, no sobraban las oportunidades ni las opciones. Ahora ambos estudian todos los días, hoy quieren tener una vida normal, poder ahorrar y poder convivir, quieren que sus años de estudios se vean reflejados en una situación laboral decente y estable. Quieren aquello que toda persona quiere, sea española o nipona, quiere una vida medianamente normal para la que llevan estudiando desde que nacieron y que hoy en el filo de los 30 años parece poco menos que imposible.
Paco y Manolita no tienen hoy seguridad de poder cumplir sus sueños. Se ven cada fin de semana en sus clases de preparación de oposiciones y se mirán con todo el amor . ¿Podrán cumplir sus sueños, modestos, pero hoy por hoy alejados?
Se darán cuenta los políticos y economistas de que cuando hablan de recortes, hablan de recortar las vidas y las ilusiones de las personas. Creo que no, que simplemente ahora sólo miran su pellejo, sin importarles absolutamente un carajo los demás. Por favor, cuando hablan de funcionarios no piensen que todos son enchufados y que les regalan su sueldo. Les aseguro que no es cierto en muchos casos, pero sobre todo respeten los sueños de las personas que no quieren mucho más de lo que ustedes también obtuvieron tal vez sin tener que pasar por tantas agitaciones y presiones como Paco y Manolita.
Hace años escribí en El Pespunte: “ sigan, sigan sembrando que el fruto lo recogerán sus hijos”. Hoy en España, el principal pagador y sufridor de esta crisis es el joven, aquel que no hizo nada más que pecar de inocencia e inexperiencia.
Carlos Lucas
 
Continuar Leyendo

Ya están aquí

La labor de transportar y repartir la paquetería en grandes ciudades como Barcelona se ha convertido en una profesión muy degradada por la crisis. Lo compruebo por boca de alguien que lo padece en sus carnes porque a ello se dedica. Juan Perea es el intérprete de esta historia de poco calado que con su permiso voy a contar y es de Osuna.

Cuando ocasionalmente nos vemos en el lugar donde trabajo, él me explica la desleal competencia de los sudamericanos en el sector y el abuso empresarial consentido. La situación además de adversa económicamente también le produce un estrés a diario nada favorable para el colesterol y se asusta. “Como los socialistas son los culpables de todo”, sea del ámbito que sea, Juan no desaprovecha la ocasión para apretar el gatillo y descargar una ráfaga de insultos, propios de la jerga más suburbial, contra Rubalcaba, Zapatero y todas sus castas.

Juan está afiliado al PP desde que la crisis comenzó a morder a las familias y vio peligrar la prima de riesgo de la suya. Desde entonces actúa como un extremo correligionario muy metido en el papel: «Estos rojos han sido un lastre en mi vida» comenta. Hoy su satisfacción es porque por fin la «banda» de gaviotas anida en la Moncloa. Ya están aquí.

La vida nos trata bien o mal, la suerte puede ser esquiva o no, pero la memoria es una herramienta que se debe cuidar.

Ocurre que Juan comenzó su andadura laboral en Eindhoven (Holanda) a principio de los 80 entre bombillas y tubos fluorescentes Philips. Allí emigró y allí ahorró un dinerito curioso. Alertado por un familiar del paraíso inmobiliario se dejó caer por Barcelona a finales del 2003 con Zapatero en puertas. Aquí compró una casa adosada (hoy vale un 24% menos) e invirtió, como lo hacen los chinos ahora, en una tienda de ropa y en una furgoneta. A base de duplicar esfuerzos vendía faldas, enaguas y pantalones por la mañana y atendía la demanda del transporte por las tardes y noches hasta las tantas. La venta de retales y jerseys se multiplicó y la bonanza le abrió líneas de créditos para comprar locales y ampliar el negocio, además, en tres o cuatro años, se hizo con una flotilla de furgonetas; el mismo tiempo le llevaba amortizar una que cuatro. Los beneficios daban para que sus hijos estudiaran en colegios de zonas privilegiadas de Barcelona con ajardinadas urbanizaciones y acceso solo con vehículos particulares. Y ahí voy.

Cuando la memoria no ejerce la función lógica y se emplea para atacar con sed de venganza algo no se ha hecho bien. Han pasado unos días y recuerdo sus charlas por lo que tiene de desvarío en su memoria y por las extrañas connotaciones negativas que para él tiene la palabra socialismo. Ninguno de los coetáneos queremos retrotraer la memoria a los tiempos del Nodo. A la Osuna de pleitas de esparto, el chistoso Bizco Pardal o reatas de borricos, tampoco a la del negrito que cantaba mientras cultivaba en el África tropical. Evidentemente no es atribuible a los socialistas que hayamos avanzado por el camino del progreso, pero no estaría de más que cuando las cosas se tuercen sepamos de donde venimos.

Una mínima dosis de fanatismo es suficiente para saltarse la letra pequeña que contiene el ABC de los políticos en los cuales confías (sean de izquierda o derecha). Ahí se lee que es «políticamente correcto» para ellos unirse en la complicidad y cubrirse las espaldas para vender la moto a la hora de impulsar, por ejemplo, el consumo goloso. “¿Como consuelo yo al que se lamenta cuando la sombra de la fortuna le ronda por haber abarcado más de lo que necesitaba?”.

Llegó de Holanda y apostó trabajando duro, pero también se aprovechó del sitio adecuado en el momento adecuado para hacer de su tiempo una vida espléndida procedente del camelo.

Deseo que Rajoy alivie las afrentas de Juan y la de tantas familias de este País, pero me temo que habrá que seguir al tanto con el colesterol.


Antonio Moreno Pérez

Continuar Leyendo

1.000 votos

Hace una semana antes del resultado de las elecciones, valoraba la posibilidad de que por primera vez en Osuna, se pudiera alcanzar alternancia de fuerzas o tendencias políticas en unas elecciones.

Desde que se conoció el resultado llevo una semana buscando 1000 votos. Me he planteado, en esta primera reflexión que El Pespunte me brinda en su ventana digital, analizar los resultados de las pasadas elecciones generales buscando interpretaciones basadas en datos objetivos.

A continuación voy desgranando conclusiones más allá de la esencial, de que el PSOE gano por mayoría absoluta al PP en Osuna.

1. Hay 1.000 electores del PSOE, que no votaron a nuestra Alcaldesa y a su equipo. Sólo 5 meses después no ha pasado tiempo para evaluar las nuevas políticas del actual Consistorio, por tanto, se podría decir que el gobierno local no aglutina a todos los que se consideran del PSOE.

2. Hay 1000 personas que votaron a Miguel Angel Araúz y a su equipo, que ahora no votan al PP. De igual forma que hemos expuesto antes, podríamos decir que las simpatías hacia el PP nacional, son menores que hacia la figura de Miguel Angel Araúz. Este último está mejor valorado que su partido.

Este análisis es bastante miope, sólo comparamos con las últimas elecciones, por lo que deberíamos mirar hacia atrás, 2008, 2004… 2000, y veríamos algo interesante, cambiando ahora el ángulo de visión:

3. En el año 2000 y 2011 en las dos mayorías absolutas del PP los votos cosechados han sido prácticamente los mismos(1)
El voto del PP permanece invariable en Osuna once años después.

4. En el peor resultado del PSOE a nivel general, que ha sido ahora en el 2011, hay casi 1.000(2) votos más del PSOE que en el año 2000, cuando concurrió como candidato Joaquín Almunia.

¿Qué variable hay en Osuna que en el peor momento de la crisis y del PSOE, hace que este alcance casi 1.000 votos más que hace 11 años? ¿Es una isla en un mar?

Podemos buscar dentro de Andalucía municipios que puedan ser una buena referencia para hacer una comparativa: población similar, economía agrícola, zona de interior, lejanía a capital en definitiva circunstancias parecidas. Seleccionamos a los siguientes pueblos de las provincias de Sevilla, Córdoba y Huelva.

Sevilla: Osuna, Marchena, Arahal, Estepa
Córdoba: Priego de Córdoba y Pozoblanco
Cádiz: Villamartín
Huelva: Bollullos del Condado

Y nos encontramos los siguientes resultados: En todos sube el PP y baja el PSOE, a excepción de Osuna y Arahal en los que no varía el PP y sube PSOE. En algunos hay vuelcos completos como en Pozoblanco, Priego de Córdoba o Bollullos del Condado y en los demás importantes acercamientos entre ambas fuerzas.

Se podría seguir profundizando en el análisis estudiando diferentes variables, socioeconómicas o demográficas buscando aquella que tenga mayor relación o que explique mejor los resultados, pero creo que esto sería objeto de una investigación más amplia que no cabe en este artículo. Sin animo de aburrir con cifras y datos os dejo. Ahora cada vez que pase por Arahal, pensaré en nuestro pueblo hermano, al que tanto nos parecemos.

1 (75 menos en 2011)
2 (727 exactamente, hago referencia a 1000 por orden de magnitud)
3 Censo electoral 20-11-2011. Osuna 13809, Marchena 15176, Arahal 15275, Estepa 9646, Priego de Córdoba 18619, Pozoblanco 12494, Bollullos del condado 10605, Villamartín 9805

Continuar Leyendo

Por qué

Es lo primero que me viene a la cabeza cuando me siento delante del ordenador, abro un documento en blanco en el procesador de textos, y me propongo escribir mi primera columna para la nueva edición digital de “El Pespunte”. Además, tengo el convencimiento que a lo largo de este nuevo proyecto que me ocupa no será la primera vez que me haga esta pregunta.

Y la verdad es que se me ocurren varias respuestas. Quizás sea por mi frustrada y pocas veces confesada vocación periodística, que me ha llevado a colaborar puntualmente con “El Pespunte”: como redactor en la edición digital en ocasiones; como columnista en la edición impresa, con un artículo mensual sobre otra de mis aficiones, el pádel; e incluso atreviéndome con algún que otro artículo de opinión. Llegué a probar con la radio, que me enamoró aún más desde dentro de lo que me tenía desde fuera, en un programa con mi amigo Ángel Segura, y la verdad es que no me importaría repetir si hay ocasión, pero como cantaban los Golpes Bajos, son malos tiempos para la lírica.

Tal vez porque me ilusionan los retos -menudo se presenta este- y hacer cosas nuevas, y porque a veces pienso poco la respuesta cuando me proponen uno. Alguna vez me han recomendado que me centre, que no pretenda abarcar demasiado, que no sea tan osado; pero soy así, me gustan los charcos, y en cuanto veo uno me tiro a él de cabeza como un guarro. Prefiero hacer las cosas y equivocarme antes que arrepentirme por no haberlo intentado.

A lo peor es una vanidad mal disimulada, que hace que me sienta bien cuando me siento observado. Vete tú a saber. Seguro que a algunas de las personas que lean estas líneas se les ocurrirán otros motivos, y no les faltará razón.

Pero entre todas las razones que me llevan a embarcarme en esta aventura, probablemente la de más peso sea que se trata de colaborar con la que quizás sea la iniciativa cultural y social más importante de nuestro pueblo de los últimos años. Un proyecto informativo que cumple cinco años como periódico digital, con más de un millón y cuarto de visitas a su página web, a lo largo de los cuales ha conseguido sacar a la calle durante año y pico una edición mensual en papel y poner en marcha una radio cultural. Y todo ello de una forma totalmente desinteresada, por unos niñatos barbilampiños, como he escuchado en alguna ocasión, a los que les gusta tremendamente su pueblo y el mundo de la comunicación. Que se han hecho cosas mal, por supuesto, pero más importante es lo que se ha hecho.

Así que aquí estoy, no sin muchas dudas acerca de mi capacidad para esta tarea, y aquí me podréis encontrar al menos una vez al mes con algo nuevo. Opiniones personales sobre temas de actualidad, principalmente locales, aunque también de ámbito nacional o internacional (ya he dicho que soy muy atrevido). De todo un poco, y también como no para hablar de otra de mis pasiones, la política. Así que como hacían los geniales Tip y Coll, me despido hasta la próxima: la semana que viene… hablaremos del Gobierno.

Continuar Leyendo

Comenzamos

Iniciamos hoy esta nueva sección que le voy a llamar EL RINCÓN DEL FLAMENCO .

Modestamente pienso que a El Pespunte le faltaba esta sección para ser más completo.

 

Afortunadamente el flamenco en Osuna cada día tiene más adeptos y esto nos hace motivarnos más para seguir trabajando por una cultura que es tan nuestra y que luchamos para que no se pierda.

Porque el flamenco, por encima de otras muchas circunstancias, es uno de los cauces  expresivos más rotundos con los que cuenta la humanidad para derrochar emociones. El flamenco es uno de los quejíos más hermosos que ha creado el ser humano.

 

Si con esta sección conseguimos que se respete, se entienda y se disfrute con esta cultura enciendo una velita simbólica para que su llama perdure en las nuevas generaciones para cuando ya nos hayamos ido.

 

Un saludo muy flamenco.

 

Manuel Zamora Reyes

Continuar Leyendo