¿Por qué nos da miedo cambiar? (II)

Escucha “Por qué nos da miedo cambiar (II)” en Spreaker.
Ya viste en la primera parte de este artículo qué ocurre en tu cerebro cuando te asalta el miedo y cómo puedes modificar esa dinámica. Hoy quiero que conozcas un poco mejor 3 mecanismos de tu mente.

El complejo de anémona

El cerebro se rige por un principio de ahorro energético. Aunque sólo ocupa el 2% de nuestra masa corporal, consume entre el 20 y el 25% del oxígeno y calorías del cuerpo humano. Es decir, pensar le supone al cerebro un elevado consumo de energía. Por eso, pensar cuesta trabajo. ¿Cuál es la consecuencia? Hay gente que elige vivir como una anémona. Me explico. Daniel Dennett cuenta cómo la anémona marina (ascidia), cuando aún es joven, recorre enormes distancias por el océano buscando el lugar donde anidar. Cuando lo consigue, sabe que de ahí no se moverá jamás. Entonces se come su propio cerebro. También hay mucha gente que deja de pensar por el mismo motivo. Pero esto no te sale gratis. Por culpa de esa actitud se refuerza el miedo al cambio, dejas de tolerar las diferencias, te vuelves alérgico a las novedades, recelas de las nuevas oportunidades… O te esfuerzas un poquito o te convertirás en una triste anémona instalada, incapaz de cambiar aunque ya no sea feliz.

Las grandes ideas no muerden

En la naturaleza, si un animal es más pequeño que tú, se convierte en una presa fácil. Pero si es más grande que tú, huyes. La generación de ideas sigue la misma lógica: si tienes una idea pequeña, la desechas; pero si es una gran idea, te asustas y huyes de ella. ¿Cómo huyes? Pues el cerebro es muy elegante y te dice: “Deja las cosas como están”, “no te arriesgues innecesariamente”, “no tienes necesidad de complicarte”.

El pasado puede estamparte contra el suelo

El pasado atrae todas tus ideas con su enorme fuerza gravitatoria. Cuando la realidad cambia, se hace necesario innovar. Pero el pasado te gasta una mala  jugada atrayéndote hacia la solución conocida. El cerebro acude siempre a recuerdos y experiencias frustrantes y dolorosas. De esta forma intenta bloquearte y frenar el riesgo que le supone cualquier tipo de innovación o cambio.

¿Cómo puedes superar tu complejo de anémona? ¿Qué debes hacer para no huir más de tus grandes ideas? ¿Cómo romper con la gravedad del pasado y hacer que vuele tu nuevo proyecto de vida o de negocio? Si quieres deshacerte de toda esa fuerza inmovilizadora, necesitas una idea poderosa que te inspire, una pasión tan fuerte que te ayude a superar todos los miedos y bloqueos que quieren tomar las riendas de tu vida. Sólo de este modo, interrumpirás la pauta limitadora de tus miedos y dejarás de ser un avestruz para convertirte en un guerrero.

Comenta con Facebook

Noticias Relacionadas