“NADIE ES PROFETA EN SU TIERRA”. Crónica de Helena Herrera sobre la Función de San Bartolomé (Aguadulce)

La imagen más representativa ha sido las hileras de sillas distanciadas unas con otras para mantener la distancia de seguridad en la calle

No siempre es cierto eso de que «nadie es profeta en su tierra» y lo que ocurrió ayer en Aguadulce, lo demuestra.

Una hilera de sillas ocupaba la calle que su nombre lleva, un altar improvisado presidía frente a la iglesia y bajo el dintel de la puerta, el Apóstol mártir esperaba impaciente súplicas, suspiros y promesas.

El silencio inundaba la calle, el brillo en los ojos de aquellos que se reencontraban con el fiel Apóstol alumbraban mientras caía la tarde, los pájaros salían al vuelo al son de la música, y todos los presentes, nos emocionábamos con lo que estábamos viviendo.

La fe, Dios por encima de todas las cosas, Dios en la devoción, Dios en la tradición y Dios en lo humano, de pedir por aquellos que ya no están, o por los que no han podido venir o por aquellos que lo necesitarán.

La fe, con distancia social, pero juntos, más si cabe que cuando nuestros tradicionales fuegos petardean en el cielo.

La fe, con las manos limpias, pero el corazón lleno del amor que Cristo ha derramado sobre nosotros.

La fe, sin abrazos, pero unidos por todos aquellos que disfrutan de la paz de Cristo, víctimas de esta pandemia.

La fe, con mascarilla, pero aclamando que es San Bartolomé quien cuida y guarda a su pueblo, que es nuestro apóstol quien nos educa y alimenta en ella.

La fe, acercar a Dios al pueblo, con su patrón en el dintel de la puerta, y la hilera de velas que cada año nuestras promesas alumbran, a sus pies en la puerta de la Iglesia.

La fe, eso que nos ha unido más que nada en esta pandemia.

La fe y San Bartolomé, y su pueblo, sin sus fuegos y sin su feria. ¿Está claro no? No siempre es cierto eso de que «Nadie es profeta en su tierra».

HELENA HERRERA SÁNCHEZ

FOTOS: ANTONIO GARCÍA Y SANDRA BARBA

El Cuartelillo quiere agradecer a Carlos Herrera Sánchez la gestión, rapidez y facilidad mostrada para con este medio digital, así como a su hermana Helena la redacción del mismo y a Antonio García y Sandra Barba por facilitarnos las fotografías.
Comenta con Facebook

Noticias Relacionadas