El cielo se abrió para recibir al Señor de la Humildad de Osuna

humildadosunaTras una intensa lluvia minutos antes de que diera comienzo el Vía-Crucis del Señor de la Humildad y Paciencia, alrededor de un centenar de personas se agolpaban a las puertas del Convento de San Pedro para acompañar a Jesús.

La Junta de Gobierno de la Hermandad ante la situación de las inclemencias del tiempo tuvo que tomar una decisión y ésta fue la de  realizar el Vía-Crucis pero acortándolo por la calle Cristo hasta el Convento del Carmen.

En el interior del Convento de las Madres Carmelitas se rezaron las dos primeras estaciones dando paso a su posterior salida del templo.

Las andas se dirigían con paso firme hacia el templo carmelita cuando continuaban rezando este ya tradicional Vía-Crucis de Lunes Santo en Osuna.

Ya dentro de la Iglesia del Carmen se continuó rezando a partir de la quinta estación y parando frente al Altar Mayor, frente al Simpecado de Ntra. Sra. del Rocío, frente al paso de Jesús atado a la columna y al palio de la Virgen de la Soledad. Para finalizar las dos últimas estaciones se rezaron frente a la patrona de los marineros, Ntra. Sra. del Carmen.

Cabe destacar que durante el Vía-Crucis se recordó en cada estación el año jubilar de la Misericordia.

El acompañamiento musical en este Vía-Crucis del Señor de la Humildad y Paciencia de Osuna fue el de la Capilla Musical Ars Sacra de Sevilla.

Comenta con Facebook

Noticias Relacionadas